Asociación Ilícita

Ayer, me encontré buceando en nociones de ciudadanía. Se supone que el “ciudadano-como-tal” aparece, por primera vez, en Esparta. 

Para asegurar su virtud, los espartanos reservaban un protocolo rígido para la formación de los jóvenes. Lo conocido: un tutor los guiaba con férrea disciplina. Los sometía a ejercicios de resistencia física y mental. Los corregía al son del látigo. Etc, etc.

Lo que me resultó curioso (y desconocía) es que, además, en esta capacitación-ciudadana se les enseñaba a los niños a ROBAR…Sí, sí, creían que así se podía desarrollar la “iniciativa”, la “astucia” y “adquirir práctica en escapar”.

Robar no era delito; pero, sí lo era ser descubierto. Plutarco nos trae, entonces, esta bonita historia:

Un niño había robado ya un cachorro de zorra y lo llevaba cubierto con su tribonion. Arañado en el vientre por el animal  con las uñas y los dientes, murió a pie firme con tal de que nadie se diera cuenta” (Vidas Paralelas)

Cuánta ternura. Con el libro en la mano, recordé que yo mismo, en mi feliz niñez, tenía una organización delictiva…Oh, aquellos tiempos…

Lo abandoné hace años…Quéva´cer…”La struggle for life, che, unos se regeneran y otros caen; así es la vida”.

hoplita.jpg

Antes de hoplita, era ladrón

Anuncios

6 Responses to “Asociación Ilícita”


  1. 1 Curda Floja noviembre 19, 2007 en 9:12 pm

    La organización delictiva a la cual te referís era el partido político en el cual militabas? jejeejjeejeje

    Excelente entrada… usaré el dato de la capacitación en robo en todas las reuniones que tenga esta semana… los “republicanos” (en el sentido estrictamente electoralista porteño)se van a sentir MUY conmovidos.

  2. 3 Miguel noviembre 20, 2007 en 10:19 pm

    ALTO!!!
    Me resisto a seguir comentando sin que antes se haga alguna mención a su abandonada asociación ilícita. El pueblo quiere saber!!!

  3. 4 caminar noviembre 20, 2007 en 10:40 pm

    Bueno…Ante el contrapunto inesperado entre chicana y solidaridad, despejo dudas.

    No me refiero a ningún partido político, sino a la banda de glucotráfico (tráfico de glucosa) que regenteaba en la escuela primaria.

    En operaciones relámpago, con alta profesionalidad, sustraíamos el dulce de las garras del Rey Ricardo-El-Kioskero para repartirlo entre el pueblo.

    Luego, por divergencias internas, parte de la organización se reconvirtió en un grupo de presión.

    Ahora, Miguel, podrás comentar…

    (pd: CurdaFlojO se la tira de vivo. No serás vos, querido, quien pueda tirar la primera piedra)

  4. 5 maresdelsur noviembre 21, 2007 en 1:15 pm

    Pa cuanta interna…y A. de chico hacias de Robin Hood? Larga cuanto cobrabas por el trafico GLUCO NARCO!!!!

  5. 6 Miguel noviembre 21, 2007 en 5:37 pm

    Ahora sí!
    Coincido con el Colo, muy bueno el post. Se me hace que ese modelo republicano es bastante maquiavélico (en el buen sentido).
    Y sobre tu asociación ilícita, A, creo que esa proclividad a operaciones en kioscos es una tendencia instalada en la mayoría de los niños en edad escolar. Ya existen estudios del Pentágono que señalan que, lejos de tratarse de innumerables focos aislados, todo sería parte de una compleja red multinacional de niños-cacos, que robarían dulces y los revenderían en el mercado negro, obteniendo fondos para financiar sus propias actividades y otras, como el fundamentalismo árabe y la barra brava de Midland. Pero a mi me parece retorcido.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s





A %d blogueros les gusta esto: