El Jardín de los Senderos que se Bifurcan

Hace rato que quiero hablar de Richard Linklater. La primera vez que vi una peli suya fue cuando mi amigo E.L. me arrastró a ver “Waking Life” (“Despertando a la Vida”, en Argentina).

Recuerdo que mi mente salió del cine como mi cuerpo sale de un intenso partido de fútbol: con cansancio y satisfacción. Después de ver semejante bombazo, empecé a rastrear a este director.

Cinco años después, puedo decir que he visto todas sus películas (gracias a Internet, ya no estoy más sujeto a los caprichos de las distribuidoras). Y, si hablaba de “buenos comienzos” en la entrada anterior, atenti a la primera secuencia de “Slacker“.

Rindiendo tributo a la exquisita imaginación de Borges, el propio Linklater se sube a un taxi y le suelta este monologazo al chofer (la traducción es mía; me tomé algunas licencias):

Acabo de tener un sueño rarísimo…Ahi en el bondi…¿Viste de esos sueños en los que todo parece tan real, tan vívido?…

Porque siempre como que pasa algo bizarro. Yo tengo uno que se repite cada dos años, más o menos, en el que siempre hay alguien que es atropellado, algo muy raro…Una vez, almorcé con Tolstoi. Otra, fui “roadie” de Frank Zappa.

Bueno, el sueño que acabo de tener era como eso…Sólo que esta vez, en lugar de algo bizarro no pasaba nada-de-nada. Era como el Omega Man; nadie alrededor. Iba viajando por ahí, mirando por la ventana de buses, trenes, autos…Cuando estaba en casa, estaba cambiando de canales sin parar; o leyendo…¿Cuántos sueños tenés en los que estás leyendo en el sueño?

Estaba leyendo este libro…Bueno, era mi sueño así que supongo que yo lo escribí o algo…Era raro…La idea del libro era que cada pensamiento que tenés, crea su propia realidad…O sea, que en cada decisión que tomás, lo que elegis no-hacer se escinde y crea su propia realidad, sigue desde ahí para siempre.

Es como en el Mago de Oz…Cuando Dorothy conoce al Espantapájaros que se ponen a bailar cuando el camino se divide, piensan qué bifurcación seguir y terminan eligiendo un camino. Entonces, todos los caminos que no-eligen, sólo por el hecho de haber sido considerados, crean sus propias realidades. Siguen desde ahí y viven su propia vida. Películas totalmente diferentes que nunca veremos porque estamos atrapados en las restricciones de esta única realidad…¿Me seguís?

Otro ejemplo: allá en la Terminal…Me bajé del bondi y pensé, un segundo, en no tomarme un taxi…Consideré caminar o pedir que me lleven; estoy un poco seco así que no debería haber hecho esto. Bueno, sólo porque ese pensamiento me cruzó la mente, existe, en este mismo momento, otra realidad en la que yo sigo en la Terminal y vos estás llevando a otra persona.          

En esa realidad, sus acontecimientos son la única realidad. En este segundo, estoy en la Terminal haciendo tiempo, probablemente, hojeando el diario…Buscando un teléfono público…Supongamos que viene una chica y se pone a hablarme…Se ofrece a llevarme…Nos entendemos, vamos a jugar al pinball. Y nos vamos a su depto. Ella tiene este pisazo impecable y…Me mudo con ella…

Entonces, si en algún sueño estoy con una mujer extraña que nunca conocí o viviendo en lugar que nunca antes vi…Bueno, eso sería espiar a la realidad que fue creada en la Terminal…O podría tener un sueño desde esa realidad a esta; en la que sueño con esta realidad. Eso sería como el sueño que tuve en bondi; esta idea del ciclo…

Mierda, debí quedarme en la Terminal. 

De mi videoteca personal

.

El Jardín de los Senderos que se Bifurcan – J.L. Borges – Texto completo

Anuncios

4 Responses to “El Jardín de los Senderos que se Bifurcan”


  1. 1 Matías Maciel abril 18, 2008 en 6:30 pm

    Muy bueno. “Debí quedarme en la terminal”, gran remate. Y al margen, me hizo reír la actitud del tachero.

  2. 2 Flor abril 18, 2008 en 8:14 pm

    Pero a vos te parece largar este planteo existencial así como así??! Ahora no puedo pensar en otra cosa. Maldición.

  3. 3 Caminar abril 20, 2008 en 5:10 am

    Ja, ja…Lo del tachero está genial.

    Por otro parte, Flor, si no se larga un planteo existencial “así como así” ¿cómo se larga?

    Esto es, justamente, lo que tanto me gusta de Linklater. “Así como así” empezó esta película.

    Es un gran comienzo.

  4. 4 Flor Benson abril 21, 2008 en 12:04 am

    Jeje. Supongo que lo que quise decir es que fue inesperado el planteo (gratamente, no? gratamente inesperado). Como la peli, supongo.
    Yo vi Waking Life y me partió la cabeza… las demás no. Y aunque el planteo es muy muy viejo, no deja de ser fascinante. “La vida es sueño, y los sueños, sueños son…”


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s





A %d blogueros les gusta esto: