Archive for the 'Barcelona' Category

Los Dueños de la Pelota (I)

Estas líneas significan un hito importantísimo en este espacio: marcan mi vuelta al COSTUMBRISMO BOLUDO. En este punto, sin embargo, debería ponerme en tema porque el tono debe ser dramático: hace días que me levanto con un humor terrible.

Esto no se debe a circunstancias “internas” o “cercanas”. Esto viene “de afuera”; concretamente, del piso de abajo. Resulta que están haciendo algo que implica tirar abajo paredes, colgarse tres horas del taladro y dar golpes muy violentos.

Toda la semana, me levanté por el ruido infernal y el vibrar de mi cama. A las siete de la mañana de este sábado, me pareció que “todo esto no da” y bajé a re-putearlos. Para mi sorpresa, me encontré un grupete de españoles groseros y prepotentes que me mandaron “a tomar por culo, chaval“.

Desesperado, utilicé una técnica que ha demostrado ser efectiva a la inversa. Quiero decir, que sirvió para “disciplinarme”. Hablo de un recurso que me ha arruinado noches de música alta, que me obliga a ir de puntitas por la escalera.

Sí, LLAMÉ A LA POLICÍA (soy un botonazo): “que están rompiendo todo, y todavía no son ni las 7.15…¿Escuchas el ruido? ¿escuchas?…¡¡Joooooder!!…Me estoy volviendo loco, estoy sufriendo. Por favor, me mandas un móvil policial; mi dirección es… 

Perdone, señor, pero en Barcelona está permitido hacer obra de 7 a 21 y la intensidad del ruido no está regulada. Bajo ningún supuesto puedo solucionar su problema.

¿De 7 a 21? ¿La intensidad del ruido no está regulada? ¿Ningún supuesto? ¡Qué mierrrda! Claro, no vaya a ser que se dañe a la “industria nacional”. La “construcción”: polvo en el aire, ruido descontrolado…Esto por no hablar de empleo basura y la especulación con el suelo.

En fin, espero que mañana nos den un respiro.

Los Mossos des-atienden al ciudadano (“en virtud de la legislación vigente”)

      

Abstinencia

Acá no llueve casi-nunca, pero febrero es el mes “húmedo” en Barcelona.

No me gusta la lluvia (más bien: la odio); tampoco me preocupa la situación de los empresarios del campo (con los subsidios que tienen, psss); menos me importa la economía de las aseguradoras inglesas (que indemnizan a los turistas por cada día de lluvia en la Costa del Sol). 

Sin embargo, me he acostumbrado a esperar la llegada de febrero…Es que soy de Buenos Aires y mi cuerpo fue programado en sus calles.

Por eso, cada tanto, tengo la necesidad orgánica de llegar a mi casa con las medias mojadas y putear: “ca-ra-jo, no para de llover; ¿cómo mierda se supone que se me va a secar la ropa?; no, no salgás, da asco; esta vida-gris de poronga no me la banco más.”

Luego de tres días de agua, salió el sol…Y puedo sonreír, como aliviado, satisfecho…

ADVERTENCIA: la Sudestada tiene Síndrome de Abstinencia.

Tú lo has dicho (¡gracias!)

Sigo con mis rondas de entrevistas a inmigrantes. La verdad, ya estoy un poco cansado: viajes a la loma del carajo; entrevistados que llegan tarde o se olvidan (o me plantan); la saturación del discurso de algunos colectivos (que te repiten tooooodos lo mismo)…Caminaba, entonces, hacia esta entrevista con pocas expectativas.

Unas horas antes, había estado revisando otros casos. Me detuve con preocupación en un punto: la explicación que dieron algunos al brutal aumento de los valores inmobiliarios. La opinión de M.F. (arquitecto, ecuatoriano) es el exponente más articulado:

Yo creo que la vivienda ha subido, en alquiler y en compra, por la fuerte inmigración que hubo aquí en España. Sobre todo de ecuatorianos. Entonces, como hubo mayor demanda de pisos yo creo que esa es la razón principal para que hayan subido tanto. Tanto en forma de alquiler como de propiedad.
 
Esto me ponía ante un problema: cortar el suave hilo conductor (construido en base a testimonios de otros) para introducir mi voz y decir que “ésta es una lectura muy perversa del fenómeno”.

El mal humor se me fue al entrar en lo de F.H.

Además de comprobar su calidez (¡qué bien me caen los colombianos!), disfruté al escuchar sus argumentos, su forma de encarar la vida. Veníamos tan bien que se la tiré directo:

Hay quienes dicen que los precios de la vivienda suben por la demanda de los recién llegados.

Hombre, no. Eso es falso, totalmente. Desde que yo estoy aquí, alquilaba un departamento por 300 euros y, ahora, el mismo apartamento (o un poco más pequeño) lo estoy alquilando por el doble. Y los salarios no han subido tanto…Estamos hablando de una subida del 100%, frente a una del 20%. (…)

Entonces, eso se llama especulación. No es otra cosa. (…) Es un proceso que, en Barcelona, se lo debemos a Joan Clos, el antiguo alcalde. Y en general, en España, al PP con el señor Aznar. Dejaron que las inmobiliarias hicieran lo que les daba la gana.

Nunca pensaron en que la gente joven necesita acceder a la vivienda. Es gravísimo, porque sin vivienda no haces familia y sin familia no tienes hijos. ESO genera más inmigración.

Es algo que la gente no piensa. Ve un problema grave en el TERRORISMO. Y no. El terrorismo de ETA es como un frente militar “X” de Colombia. Son tres gatos los de ETA. O el problema es la INMIGRACIÓN. Pues, no: la inmigración te está pagando las pensiones. Que manejan mal la inmigración…Ya. Porque son tontos.

Fijate: vienes como estudiante y no te dan permiso de trabajar. Es decir, una población que podrías aprovechar viene con la idea de “estudiar e irse”. Si la convirtieras en una población residente, podría tener papeles y trabajar. A una población tan interesante, como son los estudiantes, yo le daría trabajo. Que coticen, dejen valor y se vayan contentos, pensando en volver.

No gestionan la inmigración de la manera más hábil. No sé si es un por un problema político, entre PP y PSOE que se mantienen como perros y gatos…O es que les interesa sostenerlo así para no perder competitividad…Porque, claro, este no es un país que invierta en I+D (Investigación + Desarrollo), es un país que está rezagado. Rezagado pero que “tiene” que estar a vanguardia en las estadísticas. Entonces, las inflan usando mano de obra muy barata.

Si desaparece su competitividad (sostenida por una inmigración muy barata, una mano de obra barata) “adiós”, a tomar por saco con todo esto (…)

Entonces, no sé si no es una estrategia política: mantengamos la inmigración, sostengamos el boom inmobiliario. No sé si has leído el periódico pero quieren construir hasta en Parques Nacionales, cuestiones así bastante graves. Pero, claro, ¿Cómo sostienes la economía española sin el ladrillo?

De vuelta en la calle, festejé. Lo hice por dos motivos: primero, alguien DIJO lo que yo no quería/podía decir. Además, festejé la existencia de un tipo como F.H.

Porque él no es sociólogo o economista; es un joven escultor. Me rio, ahora, recordando a otros consagrados al “arte” que miran su ombligo desde refugios narcisistas.

Frente a estos, F.H. me habla de ESTE mundo. Quiere entederlo para trasmitir algo a otra gente de ESTE lugar.

Vi en F.H. a un verdadero artista.

Dura Disputa

Sigo yendo a ese video club porque está manejado por personas simpáticas. No tienen mucho, pero se las vieron todas y aconsejan con criterio. De cualquier manera, para considerar exitosa la expedición que emprendí hace minutos, no necesitaba consejos.

Sabía lo que quería. Una película larga. Un recorrido por la vida de un personaje. Muchos nombres. Una trama paranoide. Algún tiro. Buena música. El filtro, según estos criterios, dejaba a Scorsese muy bien posicionado.

Encaré directo hacia el mostrador:

Hola. Quiero “BuenosMuchachos.

Irreproducible, la cara de la mina. Empieza a tentarse; no llego a entenderlo.

¿Una película argentina?, me pregunta. 

No, no. ¿Argentina? No, no. “Goodfellas”.

No la tengo. 

– Imposible. Martin Scorsese.  La del hijo de irlandeses que se mete en la mafia. No. No es Infiltrados. Es anterior. Con De Niro, Ray Liotta, Joe Pesci.

Aaaaah. ¡”Uno de los nuestros“! Vale, ahora te la traigo.

El choque-cultural se había zanjado. Pude haberlo dejado ahí. Pero al ver la tapa con grandes letras doradas, perdí los papeles. Ingresaría, sin saberlo, en una violenta escalada.

Veo que se han ocupado de hacer mierda los títulos de Scorsese. Qué poca vergüenza. Ahí tenés Afterhours, rebautizada como Jo, qué noche.

Perdóname. No entremos en esto. En la Argentina, a Solo en casa (Home Alone) le han puesto Mi pobre angelito. Es lo más idiota que recuerdo.

Me la tiró de toque. Como si estuviera preparada para un enfrentamiento como este. 

Ajá, sí, puede ser. Y, esteee, dime…¿Para qué me voy a alquilar El bebé de Rosemary (Rosemarý’s Baby) si acá le ponen La semilla del Mal? ¿Qué es eso? ¿Un adelanto?

– Ocean´s Eleven = ¿La gran estafa? ¿Qué es eso? ¿Un juicio valorativo? Pulp Fiction = ¿Tiempos Violentos? ¿Qué es eso? ¿Una proyección?

–  Los Duques de Hazzard (The Dukes of Hazzard) = ¿¿Dos chalados y muchas curvas?? The Blues Brothers = ¿¿Granujas a todo ritmo??

A La milla verde le han puesto…¿¿Milagros Inesperados??…Qué bonito! A Batman Begins, Batman…¿¿Inicia??…Cuidad la gramática, aunque sea. Y qué me dices de la Academia de Policia (Police Academy)…¿Locademia de Policía?…¿Es para atraer al público “loco y picante”?

Y ahí sucedió. Me quedé sin nada para decir. Mirando con desenfreno las distintas estanterías. Nada para decir. Por un momento creí que podría tirar de Marilyn Monroe en “Con Faldas y a lo loco” (Some like it hot), pero la astuta videoclubera ya sabía que en Argentina se llamó “Una Eva y dos Adanes“…

Y acá está la clave, el mensaje. Acá está el meollo: no podré solucionar esta crisis diplomática hasta no saber quién suministra esta vergonzante información.

Por eso, hago un humilde llamamiento a los argentinos en España: CIERREN EL ORTO. No se dan cuenta: nos hacen quedar como unos jodidos ignorantes.  

que-noche.jpg

Paul Hackett nunca diría “Jo(de´), qué noche!

Nivel

En 1977, volvía el Presidente de la Generalitat de Catalunya. Del exilio al balcón del Palau. Me refiero, por supuesto, al momento simbólico que encabezó Josep Tarradellas.
 
Este Tarradellas, que tiene un apellido tradicional, sabía que ese momento marcaría un umbral para la sociedad catalana. Este Tarradellas pertenecía a la Izquierda Republicana de Catalunya, el mismo partido que proclamó el “Estado Catalán” en 1934.

Sus primeras palabras luego de 40 años de franquismo fueron: “Ciutadans de Catalunya, ja soc aquí“. Emocionante: “Ciudadanos de Cataluña, ya estoy aquí“.
 
Treinta años después (y dos días atrás), Artur Mas, líder liberal-nacionalista, proclamó la refundación del catalanismo.

Sus primeras palabras fueron: “Catalanes, me gustaría comenzar con una obviedad, que creo necesaria: esta conferencia la dicta el secretario general de un partido político, Convergencia Democrática de Catalunya. Un partido nacionalista catalán. No me escondo, ni pretendo confundir  o engañar a nadie. Al contrario: me siento muy orgulloso”.

Esta visto lo que falta. La ambición no es todo.

 

    Estoy de acuerdo con usted: ciudadanía y nacionalidad no son lo mismo

¿Por qué no se callan?

Pensaba que el encontronazo del Rey y Chávez ya sería vianda de ayer. Pero no. Aparentemente, vuelve a ser el “tema del día”. Uf, cómo sufrí el bar…

Que España tiene gestos neo-colonialistas…”Naaaaaa…¿En serio? No puede ser ¿Desde cuándo?…¿Repsol? Ah, en este bar tienen la precisa.

Que Chávez es un chicanero…”Naaaaaa…¿Cómo? Yo creía que era un Lord inglés…Che, voy a venir siempre acá.

Me niego a continuar estas dicusiones hasta que alguien sea capaz de explicarme qué es un “reino” o qué significa “populismo”.

bar.jpg

Dos tipos en un bar, se toman las manos. Prenden un grabador y hablan de Chávez (de verdad)

España va bien

Pedro Pérez llegaba tarde otra vez. Ya sin preocuparse; otras veces le había pasado. Su jefe es rígido; pero, como llegaría aún más tarde, no tendría por qué enterarse.

Pedro es el inspector que registra los horarios de movimientos de los trenes en la estación de Atocha. Cuando llegó al andén, el tren a Zaragoza había partido. A Pedro no le quedó más remedio que conversar con los colegas.

Hablaron de fútbol y de mujeres. Concluyeron que el Atleti no levanta cabeza y que la que viaja en el tren a Leganés tenía un traje cojunudo. Ente risas, se hicieron las once: tenían que ir a almorzar.

Ey, Pedro ¿has registrado la de Zaragoza?“… “Haaaala, tío, que todavía no. Menuda faena“. Pedro supuso que el tren habría llegado a tiempo y completó la columna correspondiente. Entonces, se preocupó unos instantes por el que salía en cinco minutos para Valencia.

Como, justo, vio al conductor fue a encararlo. Al borde del andén, discutieron la necesidad de un aumento para todos los conductores…”Sí, ya basta“, contestó Pedro. Y cambió de tema “Oye, ¿saldrás a tiempo? Necesito completar la planilla y…Joder, macho, que no quiero ver el bar repleto. Las últimas veces tuvimos que hacer barra.“…”Tranquilo, hombre, que estoy aquí“. 
 
Al día siguiente, La Vanguardia tituló: “Los trenes de Atocha tienen un 99% de puntualidad
 
Nicolás Trípoli es argentino. Y vive en su país, en la prooovincia de Córdoba. Atiende el teléfono en un gigantesco Call Center.

Al entrar, sabe que le espera un día duro, ayer el “Tim Lider” le comentó que en España largarían una “batería de recursos publicitarios” para promocionar el nuevo (mega-super) ADSL de 60Mb a (increíble-inédito) precio: 9,90€…
 
Efectivamente, además de atender los usuales 45 reclamos, Nicolás lidió con 15  “contrataciones”. Esto lo puso muy contento: cobraba quinientos de base y sumaba tres pesos por un nuevo cliente…Desde luego, sospechaba que algo no funcionaba bien…
 
Según la mina de al lado, la empresa es un curro. “Es obvio que no pueden satisfacer la demanda porque armaron el puestito de un día para otro; sin sopote, ni estructura…¿Te pensás que es normal que dos de cada tres llamados sean para putear? Lavadores, están lavando.”

Nicolás se reía: “los gallegos me tienen las bolas llenas“. Atendió el siguiente llamado y mintió como un rey: “me chupa un huevo, más guita a fin de mes“.
 
Al día siguiente, El País tituló: “Las acciones de Alta Tecnología alcanzan su récord bursátil
 
Josep Puig i Vallès se acaba de mudar a Lleida, por presión de su mujer. Nuria decía que el campo era muy solitario y que sus niños merecían una buena educación (el liceo en el que se matricularon sale 200€ al mes y la Comisión Europea lo calificó por debajo de las escuelas medias de Polonia…Núria no lo sabe; el folleto de presentación le pareció “tope de guay“).
 
Josep se levantó a las 11.30, aprovechó que los niñatos no estaban y pudo descansar. Pensaba que su mujer le había abierto los ojos. Le cuadraba muy bien la vida en la ciudad. Solía decir que su vida era como la de un príncipe, que se había quedado con lo mejor de los dos mundos.
 
Bebió su clásico carajillo y llamó desde el móvil (Nokia A633, con “cámara y todo el rollo…De puta madre!“). Atendió Carlos, el ecuatoriano que “maneja” el campo de Josep en el Valle d´Aran. Ese día no tenía buenas noticias.

Mohammed se subió al tractor y lo rompió. El muy estúpido. Vino un tío a arreglarlo y me dijo que nos saldría 1000€“. Josep hirvió, pero se mostró comprensivo.

Le recordó a Carlos que “Motorhead” sólo llevaba tres meses en el labrantío y que, en el fondo, no le pagaba una mierda. Sin embargo, ordenó que ponga a los otros (casi todos moros, pero “moros-buenos”) a cosechar manualmente. “Lo que se pierde, se pierde. La semana que viene subiré y solucionaré lo del tractor“. 
 
 Al día siguiente, El Mundo tituló: “La UE subirá los subsidios al campo español
 
José Montilla vive su sueño. ¿Quién diría que llegaría hasta ahí? Pensar que sólo juntó un 20% de los votos en elecciones, en las que la abstención fue más alta que nunca.

Hoy, todo eso se olvidó y José está dando un discurso grandilocuente. Habla del desapego que los catalanes sienten por España…En la primera fila, ubica a su gabinete, un grupo de técnicos competentes.
 
Unas horas más tarde, uno de ellos me está dando clase. Cuenta tejes y manejes de la reforma integral de la Ciudad Vieja.

Dumpearon una zona; crearon una empresa fantasma con la que compraron un gigantesco saco de metros cuadrados; los vendieron a precios siderales y costearon la recuperación del sector histórico en menos de 25 años.
 
Las reglas doblan hasta el límite. Todo se vuelve irreal. Sólo veo formas y colores. Mi cabeza es un equilibrio en tensión. “Menos mal que este tránsfuga tiene buena leche; que si no, Barcelona sería una ciudad fantasma…En medio de este descalabro, el tipo regenera la ciudad timbeando con el suelo.”

España está sostenida por una ficción en la que todos parecen cómplices. Aún así, quizás un milagro explicable, me parece que han hecho un un trabajo fenomenal.

Un amigo atempera mi esperanza y piensa que, entonces, se puede dar respiración artificial a Buenos Aires. Mientras, yo cruzo la Diagonal (antigua “Avenida del Generalísmo”) y le tiro un euro al kioskero.

El Periódico titula: “El papel del rey se ha visto reforzado tras el encontronazo con Chávez” 

chavez-y-el-rey.jpg

El escandalete del Rey y Chávez es muy poco interesante.